Buscar
Search in title
Search in content
Search in excerpt
Filter by Custom Post Type

En nuestro cuarto día en la Huasteca Potosina nos fuimos a conocer unas pozas de agua totalmente cristalina, se trata de la catarata El Meco y El Salto… ambos fueron otro nivel.

¿Cómo llegar?
Salimos de Ciudad Valles para ir a que está a poco más de hora y media.

Waze: CASCADA EL MECO: https://waze.com/ul/h9u1275dzn

Distancia: 3km total

Dificultad: Fácil

Accesibilidad: No es accesible

¿Qué llevar?
Ropa fresca, zapatos de agua, ropa de cambio, protector solar, bolsa seca y excelente actitud.

Vehículo: Automóvil

Parqueo: Si

Mascotas: No

Camping: No

Contacto: https://m.facebook.com/pages/category/Local-Business/El-Meco-Huasteca-Azul-1008319692891689/

Nos levantamos tempranito en Ciudad Valles para así agarrar hacia El Naranjo una zona donde nos esperaban 2 cataratas demasiado chivas, está a poco más de hora y media. Nos topamos con nuestro guía Marco, de Huasteca Azul, para irnos a la primer catarata.

Lo primero que hicimos fue dirigimos a el famoso Salto que es totalmente gratuito y el carro se deja a la orilla de la calle. Cuando nos topamos con las pozas totalmente cristalinas quedamos asombrados, porque se separan en como en distintas piscinas y hace que se vea rajado, aunque la cascada estaba seca (por falta de lluvias y hay una represa que controla la salida de agua) disfrutamos en paleta.

Primero nos fuimos a caminar como por 25 minutos a la parte más alta del salto, la subida es empinada y saca sus gotillas de sudor. Llegamos a la parte alta luego de hacer un par de paradas en miradores hasta llegar arriba y no saben la belleza!

La cosa es que aunque no había agua en la parte alta… la vista del valle es impresionante, además se ven esta serie de piscinas naturales totalmente perfectas.

Luego bajamos para tirarnos a todas y cada una de las piscinas naturales… de verdad un chuzo. Aquí nos quedamos bastante rato por lo chiva del lugar, Tavo brinco de una piedra como de metros y en serio es tan lindo y el agua tan deliciosa que no nos queríamos ir.

Después del salto bajamos hacia la catarata el Meco que estaba como a 20 minutos. Justo a la par de la calle hay un mirador para ver la catarata de cerca y es chivisíma porque esta es de color celeste. Como ya era medio tarde fuimos a almorzar justo donde está el parqueo para la catarata El Meco para después toparnos con otro guía Yahir quién nos contacto por instagram para que conociéramos este otro lugar ( Huasteca Azul ).

Uno llega como al centro turístico y ahí hay restaurantes, baños, comidas y están varias empresas que hacen tours. Nosotros lo hicimos con la Huasteca Azul y estuvo increíble. La primera actividad que hicimos fue remar río arriba en una balsa / canoa hasta llegar al pie de la catarata y luego hacernos tirados río abajo flotando, como sarpe nos tiramos de una parte alta que nos indicó el guía y estuvo bien chiva porque uno ve la catarata desde abajo y el río es súper celeste cristalino. Luego por insistencia de Yahir porque no pensábamos hacer esa actividad nos fuimos a hacer un salto de cascadas, así que luego de salir del agua tuvimos que caminar río arriba por la montaña una media hora.

Lo que hicimos para cerrar el día fue algo increíble, Yahir nos llevó hasta una parte alta con cascadas perfectas y comenzamos a tirarnos río abajo. La belleza escénica de este lugar es increíble, en serio el paisaje era impresionante y empezamos a bajar por el río saltando cascadas y flotando río abajo, nos tiramos un montón de veces hasta que llegamos a la parte alta del mismitico Salto del Meco donde estuvimos abajo!

Este día fue una experiencia inolvidable, hicimos lo que más nos gusta hacer mezclando una actividad gratuita de locales y algo turístico, además conocimos gente súper tuanis en el camino. De regreso paramos a comer a una taquería donde estaba cocinando unos señores como de 90 años y fue la mejor decisión del mundo. Todavía soñamos con esa comida.


*FECHA PASEO: Marzo 2020

Favorito Del Mes

Featured Section