Buscar
Search in title
Search in content
Search in excerpt
Filter by Custom Post Type

Nos fuimos para las montañas de Guácimo para conocer 2 cataratas y pozas lindísimas en un bosque tropical, perfecto para toda la familia!

¿Cómo llegar?
Se agarra la ruta 32 hacia Limón, y después del Braulio Carrillo se sigue como media hora más hasta llegar a Guácimo, aquí se dobla a la derecha y se sigue hasta llegar al parqueo del lugar.

Waze: https://waze.com/ul/hd1u9b07qb

Distancia: 5 Km

Dificultad: Intermedio

Accesibilidad: No accesible

¿Qué llevar? Ropa fresca, tenis de trail, traje de baño, paño, otra mudada, repelente, bloqueador, comida para picar, hidratación y excelente actitud.

Vehículo: Automóvil

Parqueo: Si

Mascotas: Si

Camping: No

Contacto: 8994-7956
https://www.instagram.com/figuesfarm/
https://www.facebook.com/Figues-Farm-112519583909503

Costo: ¢3000 por persona

Llegamos a la Figues Farm de Guacimo parriba, cerca de las 9 am donde nos recibió la familia dueña de la finca, desayunamos bien rico y luego nos pusimos a caminar con nuestro guía Gerardo hacia las cataratas del lugar.

El recorrido comienza por un camino entre fincas con vista al valle del caribe, después de pasar unos laguitos se baja por un sendero que pasa por un río y aquí comienza lo bonito ya que nos internamos en el bosque.

Durante la caminata pasamos por quebradas y árboles gigantes que nos protegen del fuerte sol. Luego de una media hora pasamos la entrada de la primera catarata, pero nos aguantamos las ganas para seguir hasta la segunda que estaba a unos 15 minutos más.

Para llegar a la segunda bajamos por un trillo quebrado hasta llegar a la base de la majestuosa catarata Los Montes. La caída de agua es gigante con su buena poza, además el agua es totalmente cristalina y tiene una temperatura perfecta para refrescarse del trópico húmedo caribeño.

Algo que nos pareció tuanis es la pared de roca que bordea la catarata… esto sumado a la jungla del lugar hacen una combinación perfecta. Además frente a la catarata hay bastantes piedras perfectas para descansar y hacer picnic.

Luego de esta catarata nos fuimos a la otra, cuando comenzamos a bajar encontramos un deck súper chuzo, perfecto para admirar la catarata desde lo más alto, luego se terminan de bajar las gradas y se llega a la parte baja.

Esta segunda catarata es igual de linda pero además tiene una poza más grande y también es levemente más accesible. Aquí nos quedamos un rato más disfrutando hasta que se acercó la hora de la lluvia y almuerzo así que agarramos nuestras cosas para devolvernos al restaurante de Figues Farm.

Luego de comer un casado mortal nos devolvimos a San José con las pilas cargadas de haber visitado este hermoso lugar.

*FECHA PASEO: Octubre 2020

 

Favorito Del Mes